Overblog Seguir este blog
Edit page Administration Create my blog
Sucesos insólitos en el corazón de África - África profunda - Información alternativa - Narraciones románticas - Ideas - Pensamientos - Opiniones - Punto de vista El Muni - Las Américas - Amistades - Derechos Humanos - La Mujer ayer y hoy  - Política - Sociedad - Religión - El ser humano -  Mundo cosmopolita - Salud - Educación - Ciencia - La Historia - Música - Lucha por las libertades -... [Busque su tema seleccionado con la lupa, en las etiquetas, en archivos, en las páginas (según año y mes de publicación)]

El Muni

Sucesos insólitos en el corazón de África - África profunda - Información alternativa - Narraciones románticas - Ideas - Pensamientos - Opiniones - Punto de vista El Muni - Las Américas - Amistades - Derechos Humanos - La Mujer ayer y hoy - Política - Sociedad - Religión - El ser humano - Mundo cosmopolita - Salud - Educación - Ciencia - La Historia - Música - Lucha por las libertades -... [Busque su tema seleccionado con la lupa, en las etiquetas, en archivos, en las páginas (según año y mes de publicación)]

Políticos por desaveniencias o por conveniencia. Guineanos de la Guinea Ecuatorial.

Políticos por desaveniencias o por conveniencia. Guineanos de la Guinea Ecuatorial.

Políticos por desaveniencias o por conveniencia. Guineanos de la Guinea Ecuatorial.

Vocación, convicción, pasión por un ideal, amor al pueblo, amor a la patria, respeto a la vida, respeto a la integridad de la persona; talante y convicciones democráticos incuestionables. Pasión por salvaguardar el bien común.

Estos y otros adjetivos que pueden verse como valores en personas con proyección pública son los que encuentro ausentes en la mayoría de los guineanos de la Guinea Ecuatorial que se perfilan como políticos.

Muchos manifestamos el deseo de construir una Guinea Ecuatorial en la que el respeto a la ley, a la dignidad y la integridad de la persona sean el principal patrón a seguir. Pero, una cosa son las manifestaciones que unos u otros podemos hacer para encandilar a la parroquia; otra, vivir acorde a esos deseos y tratar de hacerlos realidad.

Vengo observando desde hace tiempo cómo de la noche a la mañana muchos compatriotas se cuelgan la etiqueta de político. Me parecía bien cuando la gente accedía a los oficios por vocación. En los tiempos que corren, parece ser que el hacer las cosas en la vida desde las convicciones profundas de tu ser ya ha quedado inviable, nada rentable. Vale más todo lo que se puede rentabilizar de inmediato en términos económicos: La política se ha convertido en uno de los sectores sociales productivos más lucrativos para avaros, corruptos y sátrapas, tal que todos se lanzan a ella a través de cualquier rendija que se les brinde.

No sé por qué se cren muchos guineanos de la Guinea Ecuatorial con la necesaria capacidad de gobernar nuestro país. Veamos. Gobernar puede gobernar cualquier ciudadano; pero, ¿hasta qué punto lo haría bien para un escenario de libertades y respeto a la integridad total de los individuos, considerándose un administrador eficaz y eficiente para el bien común?

Muchos guineanos de la Guinea Ecuatorial, dentro del régimen dictatorial que succiona la sangre al pueblo de ese país han sido colaboradores necesarios para la represión de nuestras gentes, para inculcar las ideas totalitarias que destila el régimen dictatorial de don Teodoro Obiang; para mirar por encima del hombro a la empobrecida población por cuya seguridad y bienestar debían velar; han consentido por acción o por omisión las apropiaciones indebidas de los bienes y tierras de ciudadanos de la Guinea Ecuatorial, nuestro pueblo, nuestros compatriotas; han consentido las violaciones a nuestras hermanas; han consentido y practicado las torturas, maltratos, ejecuciones sumarísimas en las carnes de nuestras gentes, etc, etc, etc.

Ahora bien, dichos colaboradores necesarios por desaveniencias o por conveniencia, me inclino más bien por las desaveniencias con sus patrocinadores cambian de chaqueta de la noche a la mañana; y se presentan a políticos ante la ciudadanía de nuestro país con ínfulas de mesías: Porque mi superior se acostara con mi mujer, asuntos de faldas; porque no me promocionaran ni me ascendieran en mi puesto de trabajo o no me subieran el sueldo, la ambición con todo su ropaje, a todo rigor; porque me despidieran del trabajo, porque mi mujer me fuera infiel con tal o cual jerifalte, etc, etc, etc.

Yo, desde luego, no me fio para nada de esos pseudo políticos. Para bien o para mal, casi nos conocemos todos al ser pocos y nuestro país pequeño. Es como si pensaran que la ciudadanía de la República de Guinea Ecuatorial no tuviera memoria.

Mucha gente vive en la confusión en nuestro país: confunden la denuncia a las injusticias con la oposición política. Podría alguien preguntarse si estoy hablando de resentidos venidos a políticos, pues sí. Mucha gente ha sufrido en nuestro país tanto como que han perdido a sus seres queridos y no por ello se han vuelto políticos.

¿Por qué todos esos politicos del tres al cuarto se creen con la suficiencia de llevar a nuestro país a la ansiada libertad? ¿Pueden asegurarnos que detrás de sus intenciones no se esconden el revanchismo y la venganza?

Soy de una generación que empezamos a quejarnos del sistema de Obiang desde el bachillerato. Muchos de nosotros no tenemos ni siquiera experiencia alguna en la administración dictatorial y nadie me puede decir que he empezado a denunciar las injusticias en mi país por desaveniencias con ninguno de los próceres de dicho régimen.

Se observa que a muchos les iba de maravilla mientras jugaban con la serpientes antes de que les mordiera. De repente, después de que el más adusto de los ofidios de la Guinea Ecuatorial les hincara el colmillo, se convierten en políticos. ¿O será que también confundimos la política con el no estar de acuerdo con determinado proceder?

Yo, desde mi modesto punto de vista alerto al pueblo de Guinea Ecuatorial, desde el día de hoy, que con personajes de ese perfil, jamás alcanzaremos la libertad que ansiamos.

Da la impresión de que solo a los guineanos de la Guinea Ecuatorial se les ilumina la mente en la política solo después de que sus mujeres se acostaran con sus superiores, mentores o amigos más poderosos. Usted ha estado disfrutando de las bondades de la dictadura; por lo que fuera, sus interes o tu honor se han visto mellados, de repente te haces político. Pero, ¿usted no sabía que eras peón de un perverso tablero de ajedrez y no te quejaste ni denunciate ni te retiraste?

Claro que en un país libre, todo ciudadano tiene derecho a aspirar a la alta magistratura de la nación, siempre y cuándo el pueblo le vea merecedor de tal título. Pero, por ahora, nuestro país no es libre; de modo que corremos el riesgo de pasar de un Estado represivo a otro, con personajes que solo piensan en vengarse porque su jefe o el hombre más fuerte se acostaran con su mujer; porque fuera lincenciado con deshonor, porque no le ascendieran o porque lo despidieran injustamente de su trabajo.

Dígame, ¿usted no veía todo lo que a sus compatriotas les pasaba?; ¿usted nunca vio el sufrimiento de sus gentes?; ¿usted nunca se dió cuenta de que algo andaba mal?; usted...

Esos, todos motivos suficientes como para encontrar rezarcimiento en la justicia, no avalan a nadie para erigirse en el mandario que vaya administrar las libertades de todo un pueblo.


Bokung.

Políticos por desaveniencias o por conveniencia. Guineanos de la Guinea Ecuatorial.
Políticos por desaveniencias o por conveniencia. Guineanos de la Guinea Ecuatorial.