Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
Sucesos insólitos en el corazón de África - África profunda - Información alternativa - Narraciones románticas - Ideas - Pensamientos - Opiniones - Punto de vista El Muni - Las Américas - Amistades - Derechos Humanos - La Mujer ayer y hoy  - Política - Sociedad - Religión - El ser humano -  Mundo cosmopolita - Salud - Educación - Ciencia - La Historia - Música - Lucha por las libertades -... [Busque su tema seleccionado con la lupa, en las etiquetas, en archivos, en las páginas (según año y mes de publicación)]

El Muni

Sucesos insólitos en el corazón de África - África profunda - Información alternativa - Narraciones románticas - Ideas - Pensamientos - Opiniones - Punto de vista El Muni - Las Américas - Amistades - Derechos Humanos - La Mujer ayer y hoy - Política - Sociedad - Religión - El ser humano - Mundo cosmopolita - Salud - Educación - Ciencia - La Historia - Música - Lucha por las libertades -... [Busque su tema seleccionado con la lupa, en las etiquetas, en archivos, en las páginas (según año y mes de publicación)]

Aquejado por el cáncer, admite un viejo crimen de hace .... 69 años. Lo que hace en algunas personas la conciencia y sus remordimientos.

com

Las vacilaciones de la policía canadiense en extraditar al anciano a Gran Bretaña, son casi un insulto para los agentes del Scotland Yard británico.

Aquejado por el cáncer, admite un viejo crimen de hace .... 69 años. Lo que hace en algunas personas la conciencia y sus remordimientos.

 

 

Un hombre de 91 años confiesa un asesinato cometido en 1946. Ante el temor de la pena de muerte,  cinco años después de su crimen se exilió en Ontario, Canadá,   donde vivía como un buen padre de familia.

 

Su confesión está definitivamente incluída en los anales de la policía británica, ya que es de las que más  tardíamente se han recibido.

 

En 1946, Margaret Cook, de 26 años, fue asesinada a las afueras de la discoteca en la que trabajaba en Londres. Un caso nunca esclarecido. Ya aquejado por el cáncer, un británico que vive en Canadá acaba de confesar el asesinato ... 64 años después de los hechoos. DR / thesun.uk.org

 

Probablemente para aliviar su conciencia, un hombre de 91 años confesó que cometió un asesinato en Londres (Gran Bretaña) en 1946. ... El viejo, entonces joven,  había descerrajado un tiro en el pecho a la mujer delante de una discoteca de la Calle Carnaby.

 
 

 

 

 

Imágenes de Canadá.- El Muni.
Imágenes de Canadá.- El Muni.
Imágenes de Canadá.- El Muni.
Imágenes de Canadá.- El Muni.
Imágenes de Canadá.- El Muni.
Imágenes de Canadá.- El Muni.

Imágenes de Canadá.- El Muni.

 

 

Ante el temor de la pena de muerte, se exilió en Ontario, Canadá, cinco años después de su crimen, donde vivía como un buen padre de familia.

 

Dos agentes de Scotland Yard han viajado al Canadá para interrogar a ese hombre y resolver al mismo tiempo una investigación abierta hace 69 años. Su confesión, la más tardía que jamás recibiera la policía británica, sin duda, aparecerá en los anales de la investigación criminal.

 

 

Este hombre, cuya identidad no fue revelada por el diario británico The Sun que narra el caso, ya estaba diagnosticado de cáncer de  piel cuando abrió la puerta de la comisaría de policía más cercana, hace dos años. Su declaración:  que poco después de la Segunda Guerra Mundial, había matado en Londres a una mujer cuyo nombre no conocía.

 

 

Después de su confesión, las autoridades canadienses alertaron a sus homólogos británicos quienes volvieron a sacar a la luz los archivos para tratar de identificar a la víctima de entre los casos no resueltos de la época.

 

imagenes de la Calle Carnaby, Londres.- El Muni.
imagenes de la Calle Carnaby, Londres.- El Muni.
imagenes de la Calle Carnaby, Londres.- El Muni.
imagenes de la Calle Carnaby, Londres.- El Muni.
imagenes de la Calle Carnaby, Londres.- El Muni.
imagenes de la Calle Carnaby, Londres.- El Muni.

imagenes de la Calle Carnaby, Londres.- El Muni.

 

Finalmente pusieron al día la historia de Margaret Cook, una encantadora bailarina y cantante  en el Blue Lagoon, un club situado en el Soho de la calle Carnaby, un barrio  infame en la capital.

 

En aquél entonces, las pistas a considerar eran numerosas:  buscaron al novio de la cantante, un hombre tatuado con quien habría tenido problemas, en vano.


Los bajos fondos de la ciudad también fueron registrados ... Pero al final, se trataba de un hombre de 22 años que acababa de ser desmovilizado después de servir en el ejército británico durante la Segunda Guerra Mundial, quien habría disparado a la joven porque ésta le había estafado y le había recibido mal.

 

 

Las autoridades británicas han pedido, sin embargo, formalmente a Canadá que extradite al anciano a Gran Bretaña para responder por sus actos. Pero la justicia canadiense vacila en aprobar su extradición porque sin su confesión, se dice, nadie podía haber sabido nada de su crimen.

 

Fuente: Leparisien.fr
Traducción/Edición: Bk

 

El Muni