Overblog Seguir este blog
Edit page Administration Create my blog
Sucesos insólitos en el corazón de África - África profunda - Información alternativa - Narraciones románticas - Ideas - Pensamientos - Opiniones - Punto de vista El Muni - Las Américas - Amistades - Derechos Humanos - La Mujer ayer y hoy  - Política - Sociedad - Religión - El ser humano -  Mundo cosmopolita - Salud - Educación - Ciencia - La Historia - Música - Lucha por las libertades -... [Busque su tema seleccionado con la lupa, en las etiquetas, en archivos, en las páginas (según año y mes de publicación)]

El Muni

Sucesos insólitos en el corazón de África - África profunda - Información alternativa - Narraciones románticas - Ideas - Pensamientos - Opiniones - Punto de vista El Muni - Las Américas - Amistades - Derechos Humanos - La Mujer ayer y hoy - Política - Sociedad - Religión - El ser humano - Mundo cosmopolita - Salud - Educación - Ciencia - La Historia - Música - Lucha por las libertades -... [Busque su tema seleccionado con la lupa, en las etiquetas, en archivos, en las páginas (según año y mes de publicación)]

Huye a la menor sospecha de gente que le teme a la experiencia sana.

Huye a la menor sospecha de gente que le teme a la experiencia sana.
 
Aunque toda experiencia no tiene por qué ser buena, en la vida de cualquier ser humano es sabiduría. Sin embargo, hay personas que la temen, prefiriendo la inocencia y la ignorancia de los demas; así manejaría a conveniencia cualquier situación que se presentara, sin miedo a ser superadas.
 
Si es por miedo a no saber cómo engañar a una persona que ha conocido mundo, una persona con experiencia de la vida, diría que todo ser humano es susceptible de engaño, sea inteligente o imbécil.
Huye a la menor sospecha de gente que le teme a la experiencia sana.
Huye a la menor sospecha de gente que le teme a la experiencia sana.
 
 
 
Y en tanto que buena, la experiencia es la piedra angular en el progreso de los pueblos, de  las sociedades; la experiencia construye las relaciones humanas.
 
Por alguna razón apreciamos a gente lista, a inteligentes sensibles y comprometidos con su entorno, con sus sociedades y con la gente.
 
Estoy hablando en términos generales sobre gente sana, personas con la mente bien amueblada; no estoy hablando de anomalías mentales ni psíquicas.
 
En mi opinión, solo si vas con malas intenciones en la vida, le tendrás miedo a la experiencia, ya sea ante personas concretas como ante la sociedad, porque tus intenciones no son el aprendizaje ni los valores sublimes.
Huye a la menor sospecha de gente que le teme a la experiencia sana.
 
 
Las personas adultas siempre tenemos algo que enseñar a los demás, como los demás tiene mucho de qué enseñarnos.
 
No puedo pretender entablar una relación de amistad ni sentimental con un niño ni con una niña, porque la correlación de habilidades cognitivas es enormemente desigual.
 
Pensar llevar a cabo una relación de ese tipo es de mentes perversas, de gente desequilibrada que ponen su objetivo en aprovecharse de la inocencia del niño o de la niña, o de alguien que no acaba de madurar. A los niños les enseñamos habilidades para que puedan valerse por sí mosmos, no aprovecharse de su inocencia.
Huye a la menor sospecha de gente que le teme a la experiencia sana.
 
Muchos ejemplos de ese tipo de individuos malintencionados hay. No me refiero al tipo de experiencias destructivas como la del "monstruo de Amstetten", quien puso en marcha toda su experiencia y todo su bagage intelectual para someter a sus propias hijas a una relación incestuosa.
 
No me refiero al tipo de experiencia de Adolf Hitler, quien en sus delirios de grandeza arrasó Europa y a punto estuvo de exterminar a todo el pueblo judío.
 
Me refiero a la experiencia aprovechable en bien de las personas, para provecho de la sociedad.
 
 
 
 
 
Concepción/Edición: Bk
 
 
 
 
El Muni